Menu Principal

domingo, 5 de marzo de 2017

Empire of Imagination: Gary Gygax and the Birth of D&D

Por pura casualidad he terminado esta semana el libro de Michael Witwer "Empire of Imagination: Gary Gygax and the Birth of Dungeons & Dragons". Para los que no lo conozcan es una especie de biografía sobre Gygax que se publicó en 2015. Hace unas semanas lo compré en oferta en su formato electrónico, y he aquí que no se me corre mejor forma de conmemorar su muerte que reseñando el libro. Bueno, si somos sinceros se me ocurre una forma mucho mejor, que sería jugar una buena partida de mazmorreo esta noche, pero visto que no va a ser posible, ésta es la mejor alternativa en la que puedo pensar.


Normalmente dejaría la valoración personal para el final, pero en este caso creo que es lo único que realmente importa: si me ha gustado y si lo recomiendo. La respuesta a ambas preguntas es sí. Aunque lamentablemente solo está disponible en inglés (al menos hasta donde yo sé). Eso sí, está escrito de forma muy amena. El libro va describiendo la vida de Gygax a través de pensamientos, escenas y diálogos que difícilmente tendrían cabida en una biografía ortodoxa. Para mi es todo un acierto y el gran número de referencias en las que se apoya permite que el libro no pierda credibilidad.

En cuanto al ritmo, el libro empieza algo lento, pero enseguida te engancha según nos acercamos a los años en los que Gary Gygax crearía Dungeons & Dragons junto a Dave Arneson. A partir de ese momento coge velocidad y nos va desgranando el auge y caída de TSR, y por extensión, del propio Gary. Al final vuelve a decrecer en intensidad e incluso se me llega a hacer pesado en momentos muy puntuales.

Con respecto al contenido, se ha escrito mucho sobre la truculenta historia de TSR y la creación y primera década de Dungeons & Dragons; El tratamiento de la figura de Dave Arneson, la maniobra de Lorraine Williams que dejó fuera de TSR a su creador, etc. Sin embargo este libro me ha descubierto varios capítulos de los que no tenía ni idea (tampoco era muy difícil, puesto que no soy precisamente un experto en el tema). Por ejemplo algunos detalles de la vida de Gary mientras estuvo afincado en Los Ángeles o sus trabajos posteriores tras abandonar TSR. En especial me ha llamado la atención su juego Legendary Adventures, del que no había oído nada y al que me gustaría echarle un ojo.

Por la parte negativa, me hubiera gustado que habiendo sido publicado en el 2015 recogiera algo de información sobre su monumento o los planes de su viuda con respecto a la obra de su marido (Castle Zagyg sin ir más lejos). Los que sigan habitualmente el blog de Erik Tenkar´s Tavern ya sabrán que hay cierta controversia sobre el tema, puesto que la fundación que gestiona los fondos recaudados para dicho monumento, y que es gestionada por su viuda Gail, ni da mucha información ni parece muy activa. Claro que para eso el autor tendría que haber podido hablar con Gail, lo que parece a todas luces que no ocurrió. Supongo que esa es la razón por la que el final del libro pierde algo de fuelle.

Por tanto, si lo que quieren es conocer un poco más sobre la infancia de Gary Gygax, del nacimiento de nuestra afición, de la creación de TSR y de su posterior caída, este es su libro. Pero si lo que buscan es saber que ha pasado en los últimos años con su legado o que podemos esperar del futuro, lamento decir que aquí no lo encontrarán. Que más hubiera querido yo.

Ahora solo nos queda esperar al documental sobre Dave Arneson que debería ver la luz este año. Será muy interesante poder comprar puntos de vista.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada